para que sirve la magnetoterapia en la rodilla

Afortunadamente, la magnetoterapia es una de las terapias más destacadas para tratar distintas patologías de la rodilla. Esto se debe, en parte, a que las sesiones de magnetoterapia tienen la gran ventaja de carecer de efectos secundarios, siendo completamente indoloras y necesitando un mínimo de tiempo a la semana. Específicamente, la magnetoterapia es una de las opciones más recomendadas y eficaces para tratar ciertas afecciones en la rodilla, tales como:

  • Artrosis de rodilla: La magnetoterapia es efectiva para la artrosis de rodilla, tanto si se opta por pasar por quirófano como si no. Reduce la degeneración y alivia el dolor, acelerando la recuperación después de la operación y previniendo el desgaste del cartílago.
  • Condropatía rotuliana: En casos severos, se considera la cirugía, pero la magnetoterapia es, de hecho, el mejor tratamiento para esta afección. La magnetoterapia fortalece el cartílago de la rótula, devolviéndolo a su estado normal.
  • Esguinces de rodilla: La magnetoterapia es efectiva para recuperar esguinces leves. Incluso en esguinces severos, la magnetoterapia es recomendada, ya que contribuye a la recuperación de la rodilla en fuerza y coordinación.
  • Lesiones de ligamentos: La magnetoterapia puede usarse para restaurar los ligamentos, ya que estimula eficazmente la formación de fibras ligamentosas. Es esencial mantener la continuidad del tratamiento más allá de unas pocas sesiones para consolidar los avances logrados hasta ese momento.
  • Lesiones de menisco: La magnetoterapia también resulta efectiva en el tratamiento de lesiones de menisco. Se requiere una terapia de alta frecuencia e intensidad, utilizando varios electroimanes si es posible, debido a que el menisco está ubicado en el interior de la rodilla y el flujo magnético debe atravesar diversas estructuras antes de llegar a la zona afectada y proporcionar los beneficios necesarios.
  • Tendinitis rotuliana: La tendinitis rotuliana se puede tratar fácilmente con la magnetoterapia.
  • Dolor general en el sistema óseo y los huesos de la rodilla: La magnetoterapia también se recomienda para aliviar dolores óseos y estructurales simples en la rodilla que no pueden atribuirse a ninguna de las patologías mencionadas anteriormente. Dado que carece de efectos secundarios y es indolora, la magnetoterapia brinda beneficios al restablecer el equilibrio en la rodilla y recuperar los niveles anatómicos estándar, contribuyendo a prevenir futuras patologías en la rodilla.